¿QUÉ SE SIENTE?

Solamente me duele el alma , una profunda angustia de inconciencia, me encuentro atrapado en la inconsciente estupidez humana, convertido en un ser asexuado, se me quiso quitar la posibilidad de vivir quitar una de las cosas más complejas y gratificantes del ser humano, no fue mí fatiga fue ese ser  malsano y acondicionador llamado hombre al que nunca nada cree le pasara, fue  ese cansancio permanente llamado pereza, fue ese tic de viejito no senil, fue ese incumplimiento de perfección en que le perdura su calidad, fue la arrogancia del circo humano convencida de su perfección, fue mí marcha a tropezones que camino por la libertad, fue esa burla cómicamente desagradable, originada en la sabiduría ignorante del perfecto, fue mi lectura enredada, fue mí letra dolorosa, fue mi calidad torpemente ofendida, fueron y serán muchos fueron, pero con todo este peso a la mierda, las cosas simplemente serán a m í es quien tiene que gustar.

Por mis mujeres he vivido he aprendido he cogido otro gusto, el camino podrá ser aún más largo, todo esto suena extraño, pero de mi es lo que nunca se conoció, se suele hablar de Pandora y de ella quedan cosas maravillosas, son las buenas que el mundo que ha querido ver, camino largo por recorrer, por andar risiblemente pero con risa de verdad, no son textos ó palabras confusas son tan claras como claro el origen del universo, la pintura de la luz, como las formas que crean aromas, las figuras que crean sonido, se ha vuelto el mundo tan complejo que ahora ya me es claro, irónico hablar de lo aprendido en este proceso, pero la verdad se me ha enseñado a ver las cosas con otras profundidades, a ver que el mundo no es tan malo tal vez es mucho mas malo de lo que se creyese, pero el mundo es mundo, la gente es la gente y yo soy Y0, lo único que queda es simplemente para adelante, el dolor del alma perdura

 

Jorge Enrique López

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *